3

minutos de
lectura

Tradiciones vivas en el Día de Muertos

Desde niños, a los mexicanos, nos enseñan que el amor se demuestra de muchas maneras: con abrazos, apoyo incondicional e incluso con homenajes a toda esa gente que amamos aunque ya no esté, tal como lo hacemos en la ofrenda

Proteger a los seres amados es una costumbre en México. Y si bien estas fiestas típicas lo representan desde hace siglos, amparar a la familia es una práctica actual representada en las figuras de los Seguros de Vida, Gastos Médicos y Ahorro, mecanismos para cuidar en vida las metas y patrimonio de quienes los contratan y sus seres queridos.

En los Seguros hay muchos elementos representativos, al igual que en la ofrenda ¡Obsérvalos!:

1. Piensa en tus seres queridos. El instinto de protección es uno de los vínculos más fuertes hacia tus seres queridos. A través de los seguros construyes respaldos para ellos.

2. Que los males sean menores. Contar con un Seguro de Gastos Médicos Mayores (GMM) en el caso de imprevistos -como accidentes o una enfermedad- amortigua lo dañino de esos eventos. Mira las opciones que hay en este rubro.

 3. El pan de todos los días. Los padres siempre dicen a sus hijos: “El mejor regalo que te dejaré es tu educación”. Para disfrutar del conocimiento, para ganarse el pan de todos los días, los Seguros para la Educación -como Segubeca- aseguran que ante adversidades las jóvenes generaciones de la familia tengan recursos económicos para su educación profesional.

4. Apoyo vital. Al contratar un Seguro de Vida te permites planear o anticipar ciertos escenarios adversos y eso, en sí mismo, otorga gran tranquilidad. Estos instrumentos combinan la protección con atractivas opciones de ahorro con rendimientos, para cumplir tus metas y proyectos. Identifica aquí algunas alternativas.

5. Un menú combinado. Los riesgos más comunes que enfrentamos los seres humanos (retos de salud, discapacidad o vejez) pueden aminorarse al protegerte con seguros de Vida, Retiro y Gastos Médicos.

6. Decisiones que florecen. Cuando eliges, por ejemplo, un plan de protección para tu Retiro, no solamente te estás protegiendo para tus años de vejez, también estás generando beneficios para las personas que compartirán contigo esa etapa de vida. Convierte tu Retiro en un gran proyecto de vida.

7. Nombrar a los beneficiarios. Cuando contratas cualquier seguro proteges a tus seres queridos, ya que puedes asignarlos como beneficiarios para que reciban el capital que reuniste a lo largo de tu vida.

Que tu legado sea proteger a quienes más amas, en esta vida y más allá.

¿Quieres construir una red de previsión para ti y tu familia? ¡Llámanos! Nuestros especialistas te propondrán las mejores opciones para ti

01 800 505 4000