4

minutos de
lectura

Súmate a la construcción de México seguro

A través de esta profesión podrás ayudar a la gente a respaldarse a sí misma y a sus seres queridos. Hacen falta manos para llevar este servicio a todo el país

A raíz de los sismos de septiembre renovamos nuestro compromiso por llevar seguridad y respaldo a todos los mexicanos. Para lograrlo, requerimos de más Asesores en Seguros. Quizá tu quieras incorporarte a nuestras filas.

Se trata de una carrera profesional en el amplio sentido del término: implica ascensos, especialización y hay un amplio campo para ejercerla en México, con ingresos crecientes. En pleno Siglo XXI es una opción de crecimiento laboral y hay un déficit de profesionales en este campo.

Hablamos de la Asesoría en Protección o Asesores en Seguros, un fértil campo para explorar. Te damos 10 razones para adentrarte en él:

1. Licenciatura y equivalentes

Quienes integran la fuerza de asesores tienen un nivel escolar alto. Generalmente provienen de carreras afines al campo Comercial y Administrativo, tales como Relaciones Comerciales; Actuaría; Administración de Empresas; Marketing y Comunicación, si bien cualquier perfil profesional con vocación de servicio puede desempeñarse de forma destacada.

2. Necesitamos muchos más asesores

De acuerdo con cifras del sector asegurador, en el país hay un promedio de tres -sí, sólo tres- asesores por cada 10,000 personas. A todas luces existe una barrera importante para que las personas puedan recibir una orientación adecuada para elegir los mejores productos que protegerán de gastos catastróficos a su familia.

3. Promueven el desarrollo social

Los seguros fortalecen el bienestar de las familias y les dan calidad de vida, además de propiciar la cultura de la previsión. Un asesor promueve activamente el bien social y participa en la formación de un país económicamente más estable.

4. Propician la cohesión empresarial

Un asesor es capaz de diseñar los mejores planes de protección para una empresa, tanto para la compañía como para sus colaboradores. Esto incide favorablemente en los corporativos de todas las tallas, y puede hacer la diferencia al momento de definir el éxito o fracaso de un negocio.

5. Vocación de servicio

Orientar a una persona o a una familia para que elijan el mejor plan de protección para su Vida y acompañarle en todo el proceso a lo largo del tiempo. Establece vínculos con la comunidad y mejora la calidad de vida en su entorno.

6. Especialización y crecimiento

Un asesor de seguros puede especializarse de muchas maneras: por ramo (Vida, Salud, Retiro, etc), por audiencias (para individuos o para empresas), incluso por giros (comerciales, industriales, etcétera).

7. Contacto humano y relaciones sociales

Un asesor se relaciona con todo su entorno; constantemente conocen nuevas personas y conviven con ellas.

8. Libertad de horarios

Si bien la jornada de un asesor implica largas horas productivas, lo cierto es que cada uno decide su agenda del día. Practicar el trabajo móvil es una constante, hecho que les permite evadir desplazamientos en horas pico.

9. Ingresos competitivos

En su primer año laboral los asesores pueden generar ingresos superiores a los 27,000 pesos mensuales, incluso a partir del tercer año más de 100,000 pesos; es decir, en tres años o menos podrían hasta cuadruplicar su ingreso, algo que no ocurre en otros empleos. Todo esto, claro, dependiendo del nivel de compromiso y esmero que el asesor imprima al realizar su trabajo.

10. Logros y satisfacciones

La esencia del trabajo del asesor es acompañar al asegurado en los buenos momentos -como cuando alcanza sus metas financieras- y en los tiempos difíciles, si es que debe apoyarlo en el trámite como consecuencia de un evento inesperado.
En todos los casos, el servicio es lo que le otorga una sensación de logro, de sentido y de utilidad a los profesionales de esta industria.

Sabías que…

México necesita alrededor de 137,000 asesores de seguros y que a diferencia de lo que se cree

Solamente 6% de los actuales asesores no tenía trabajo antes de asumir su nueva carrera.


Con información de Seguros Monterrey New York Life y el IMCO.